Durante los últimos meses el gobierno de Donald  Trump  firmó una serie de acuerdos con Guatemala, El Salvador y Honduras para frenar la migración hacia los Estados Unidos.

Los convenios, aunque todos se nombran de diferente forma, están relacionados con el proceso de solicitud de refugio y se les ha conocido como acuerdos de “Tercer país seguro”.

El padre Juan Luis Carvajal, Secretario ejecutivo de la Pastoral de Movilidad Humana y defensor de las personas migrantes, expreso en una entrevista que estas acciones, “corresponden a una alineación a un control militarizado de las fronteras tratando de resolver el fenómeno de la movilidad humana con enfoques equivocados”.

Añadió que los Estados centroamericanos y México se están alineando a las presiones de los Estados Unidos, a las políticas antimigrantes. “lo que demuestra una falsa preocupación para resolver los problemas de las migraciones de fondo”, sentenció.

Además indico que con estas restricciones las redes criminales tienen mayor oportunidad para extorsionar a las personas migrantes, además que  los migrantes cambian sus rutas migratorias y lo que los coloca en riesgo, “las rutas de control migratorio se cierran, pero las personas migrantes, por grupos incluso, van por las montañas contratan a otras personas, son víctimas coyotes inescrupulosos, de redes de tráfico, de redes de trata porque no hay posibilidades de implementar una migración regulada”. Indico.

Carvajal, recalco que las personas seguirán migrando mientras no se aborden las causas de la migración.

Acuerdos entre EU y Centroamérica

 El 26 julio Guatemala firmó un acuerdo con Estados Unidos para que los hondureños y salvadoreños que busquen asilo en ese país sean enviados a territorio guatemalteco para atender sus solicitudes.

El 20 de septiembre, El Salvador y Estados Unidos firmaron un convenio de cooperación bilateral, que se refiere a reconocer un sistema de solicitudes de asilo “Los dos gobiernos se comprometen a abordar el tema de migración de una forma conjunta y humana, de tal forma que contribuya a mejorar la prosperidad y seguridad de la región”, se lee en un comunicado publicado por la embajada estadounidense en el Salvador

Mientras que el 27 de septiembre Honduras asumió concretar un acuerdo con Estados Unidos que  aplicaría a Cubanos y Nicaraguenses.

Ir a descargar

 

Por Prensa