#Chimaltenango | Aldhaír Sipac – Noticiero Maya K’at.

El pasado martes 9 y miércoles 10 de marzo fueron vacunadas un total de 44 comadronas en el Centro de Salud del municipio de Patzún, de un total de 54 comadronas registradas actualmente y que trabajan en el casco urbano y las diferentes comunidades rurales del municipio, cabe resaltar que la vacunación fue voluntaria para todas.

El Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social, MSPAS, en su fase 1b de vacunación contra el Covid-19 tomó en cuenta a las comadronas gracias a los esfuerzos constantes del Movimiento Nacional de Comadronas “Nim Alaxik” para visibilizar la importancia de su trabajo, es por eso que se hizo una solicitud personalmente a la ministra de salud María Amelia Flores, durante una citación al Congreso de la República, haciendo ver que la labor de las comadronas está en primera línea de salud comunitaria.

¿Cuál es la labor de las Abuelas Comadronas?
“Las Comadronas atendemos el control prenatal , atención del parto y postparto , acompañamiento en cualquier etapa de la vida de la mujer, conserjería a las parejas, señoritas, adolescentes, jóvenes , prevención de enfermedades de transmisión sexual, entre otras funciones importantes dentro de nuestras comunidades en las que la asistencia de salud pública es aún en muchos casos deficiente”

¿Cómo han padecido la pandemia del Covid-19?
“Nosotras como Abuelas Comadronas, también hemos padecido las mismas situaciones que todos; estrés, miedo, tristeza, angustia, ya que nos ha tocado vivir una pandemia desconocida, aparte de todo esto la mayoría de las Abuelas Comadronas son de la tercera edad y diabéticas y según se informaba desde el principio, este sector de la población es una de las más expuestas a la enfermedad, sin embargo, desde que comenzó la pandemia la atención de las Abuelas Comadronas ha sido más solicitada por las personas y muchas de las razones es que en muchos lugares de atención de la salud pública se da mucho la discriminación y mala atención a nuestra gente”

¿Cuál es la mayor dificultad que han padecido?

“Una de las mayores dificultades que hemos sufrido y enfrentado es que nosotras nunca nos dotaron de equipo especial de protección contra el Covid-19 como lo hicieron con otros sectores, en Patzún dos veces hemos recibido un pequeño aporte de mascarillas provenientes del Ministerio de Salud, en una ocasión se nos dio un poquito de gel, sin embargo eso no ha detenido para seguir trabajando a pesar de estar en primera línea de riesgo”

¿Cuál es su mensaje para la población?
“El Ministerio de Salud, es un ente que siempre nos ha puesto obstáculos para desempeñar nuestra labor como Abuelas Comadronas y las prácticas de nuestros conocimientos ancestrales, sin embargo durante este tiempo tuvimos la oportunidad de que más personas nos buscaran y demostrarle al Ministerio de Salud y quienes desconfían de nuestra labor que cuando ha habido muertes maternas y neonatales no ha sido culpa de las Abuelas Comadronas como han querido hacerlo ver en muchas ocasiones, es más, en los casos que hemos atendido en esta pandemia no se registra ninguna muerte.

Las Abuelas Comadronas y los conocimientos ancestrales, han sido una opción cercana para nuestra gente en esta crisis sanitaria, también hemos estado en la primera línea de riesgo, sin embargo, en lo personal me siento muy feliz de haber servido a mi comunidad en el tiempo más crítico de la pandemia y lo seguiré haciendo…”

Entrevistada: Norma Cutzal, Abuela Comadrona de Patzún, del Movimiento Nacional de Abuelas Comadronas “ NIM ALAXIK”
Por: Aldhaír Sipac, Patzún, Chimaltenango

Por Prensa